Close

26 December 2019

Luna nueva en Capricornio y eclipse solar anular

Hoy es una luna nueva en Capricornio, la última luna nueva del año y la última luna nueva de la década; además acompañada de un eclipse solar anular.
Un eclipse solar anular es un eclipse total del Sol, por lo que la Tierra, la Luna y el Sol están perfectamente alineados, pero la Luna se coloca en el punto más alejado de la Tierra, no cubre completamente el Sol y, por lo tanto, deja una corona brillante que permite vislumbrar el Sol.

Tanto el Sol como la Luna están en Capricornio, un signo de tierra caracterizado por una gran tenacidad, determinación y disciplina interna que lo llevan a trabajar con la máxima eficiencia para lograr el objetivo establecido. La Luna representa el arquetipo de la Madre, la que acoge y nutre a su comunidad, mientras que el Sol representa el arquetipo del Padre que protege a su comunidad dándole una dirección a seguir y una meta a alcanzar.
Pero no sólo el Sol y la Luna están en el signo de Capricornio, sino que habrá un verdadero stellium en Capricornio, porque allí están también Júpiter, Saturno, Plutón y el Nodo Sur; y Saturno está a menos de dos grados de Plutón, en dirección a la gran conjunción que tendrá lugar el 12 de enero.

Los eclipses siempre producen grandes cambios, haciéndonos cerrar con todo lo que no tiene la vibración de nuestro mayor propósito y tratando de reconectarnos con nuestro Maestro interno. Y, de hecho, Marte en Escorpio nos empuja a limpiar dentro de nosotros, mientras que los diversos planetas que se encuentran en Capricornio tienen la tarea de eliminar las “toxinas”, para llevarnos de vuelta a la verdad.
Es hora de poner de nuevo en el centro nuestro valor, haciendo un trabajo interno para superar los límites que nos hemos fijado. A menudo desconfiamos de nosotros mismos y de nuestras habilidades, pero sólo porque básicamente no sabemos quiénes somos realmente; y muchas veces tenemos miedo de nuestro potencial y de convertirnos en lo que queremos.

Estas palabras de Nelson Mandela aclaran bien el concepto: “ Nuestro miedo más profundo no es que seamos inadecuados.
Nuestro miedo más profundo es que somos poderosos sin límite.
Es nuestra luz, no la oscuridad lo que más nos asusta.
Nos preguntamos: ¿quién soy yo para ser brillante, precioso, talentoso y fabuloso?”
¡Pero todo el universo nos está llamando a usar nuestro talento, a seguir nuestra vocación, a reconocer la perfección en nosotros mismos!

El Sol y la Luna están en conjunción con Júpiter y juntos forman un trígono con Urano en Tauro: Urano es revolución, cambio, transformación, deconstrucción, por lo que abandonamos los temores, las viejas estructuras en las que estamos atrapados, las etiquetas que nos han atribuido o nos hemos atribuido, para que finalmente podamos ser nosotros mismos.
Todo nos empuja a madurar, a reconocer a la madre y al padre internos que nos apoyan y protegen, a manifestar lo que somos, usando nuestros talentos y realizandonos.

Feliz luna nueva, Francesca Zangrandi

Utilizzando il sito, accetti l'utilizzo dei cookie da parte nostra. - Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y experiencia de usuario. Si continúas navegando estás aceptando su uso. Info

Questo sito utilizza i cookie per fornire la migliore esperienza di navigazione possibile. Continuando a utilizzare questo sito senza modificare le impostazioni dei cookie o cliccando su "Accetta" permetti il loro utilizzo.

Chiudi